El juicio por el caso Codesport comienza este lunes en la Audiencia Provincial de Zaragoza

21. septiembre 2015 | Por | Categoria: Aragón

>>> Se juzgará una presunta malversación millonaria en la construcción de unas naves en Plaza

Zaragoza.- El juicio por el caso Codesport comienza este lunes, a las 10.00 horas, en la Audiencia Provincial de Zaragoza. Se sentarán en el banquillo de los acusados el exgerente de Plaza, Ricardo García Becerril; el exviceconsejero socialista de Obras Públicas, Carlos Esco; el exdirector técnico de Plaza, Miguel Ángel Pérez, y el empresario y expropietario del Real Zaragoza, Agapito Iglesias.

Éste es el primer juicio que se celebra relativo a la investigación sobre presuntas corruptelas en las obras de la urbanización de la Plataforma Logística de Zaragoza (Plaza). Los magistrados de la Sección Sexta de la Audiencia Provincial de Zaragoza tendrán que resolver si los cuatro acusados se repartieron un presunto sobre coste de casi 18 millones de euros en la construcción de 119 naves, adjudicadas a la empresa Codesport, propiedad de Agapito Iglesias.

Unas obras que, al parecer, fueron abonadas en parte por dos pagarés que no pasaron por el Consejo de Administración de Plaza. Los acusados se enfrentan a penas que oscilan entre los 12 y 15 años de prisión por delitos continuados de malversación de caudales públicos, delito societario, estafa, falsedad y administración desleal.

Según las investigaciones, el contrato que Plaza firmó con la constructora Codesport establecía que la sociedad pública pagaría 14,5 millones de euros por las naves, precio que no admitía revisión alguna. El titular del Juzgado de Instrucción número 5 de Zaragoza, Francisco Picazo, detectó sin embargo que se terminaron pagando 32,3 millones de euros por las naves. Diferentes informes periciales no lograron justificar este sobreprecio.

El magistrado Picazo cerró la instrucción de este caso el pasado mes de enero. Según rezaba el auto que ponía fin a la instrucción, Codesport “no solo cobró por modificados, revisiones de precios y desfases millonarios, sino que también figuraban cantidades doblemente facturadas”. Por ejemplo, las cúpulas de policarbonato de las naves industriales que ya aparecían incluidas en la oferta del contrato y luego se cobraron en concepto de modificados. Asimismo, el auto recordaba que el contrato se adjudicó bajo la modalidad “llave en mano” en el que “no procedería la revisión de precios”.

Foto: archivo Aragón Press

 

Tags: , ,

Comentarios cerrados