Brillante fin de semana cultural en la comarca de Tarazona y el Moncayo

4. julio 2011 | Por | Categoria: Cultura, Magazine

banda_seccion_cultura

La comarca de Tarazona y el Moncayo vivió este fin de semana una intensa actividad cultural gracias al XI Encuentro de Brujería y Magia de Trasmoz, y a la X Feria de Oficios Perdidos de Lituénigo.

 

A mediodía del sábado la Bruja del Año leía el pregón de bienvenida desde el balcón de la plaza de España de Trasmoz, dando el pistoletazo de salida a una jornada mágica en la que brujas, juglares, artesanos, guerreros medievales, inquisidores y herejes, tomaron las calles de este pequeño municipio zaragozano, famoso por sus historias esotéricas, algunas de las cuales fueron recogidas por Gustavo Adolfo Bécquer en su obra.

 

Papel central jugaron, por una parte, el castillo de Trasmoz y su recientemente restaurada Torre del Homenaje (escenario de varios actos durante la jornada), y por otra, las actuaciones que a lo largo del día ofreció el magnífico grupo aragonés de folk–metal Lurte, inspirado en las compañías almogávares que servían al rey de Aragón durante la Edad Media. Una de estas actuaciones puede verse en el canal de CRÓNICA DE ARAGÓN en Youtube (http://www.youtube.com/cronicadearagon).

 

Y a pocos kilómetros de Trasmoz, Lituénigo celebraba la décima edición de su ya tradicional Feria de Oficios Perdidos, con buena parte de su población escenificando aquellas tareas artesanales que han quedado en el recuerdo colectivo.

 

Durante todo el sábado, hilanderas, herreros, ceramistas, silleros, resineros, carboneros, canteros o encajeras de bolillos, entre otros, llenaron de cultura popular las calles y plazas de esta bellísima localidad situada en la falda del Moncayo.

 

Especialmente destacable resultó el Museo del Labrador (recién renovado gracias al Programa de Desarrollo Rural Sostenible), que recoge en su interior útiles y audiovisuales para ayudar a comprender un pasado tecnológicamente lejano, pero a la vez, cercano en el tiempo.

 

La jornada en Lituénigo terminaba con una degustación de los productos elaborados durante el día en el taller de chorizos y morcillas artesanas, y con un espectáculo de fuegos artificiales.

 

Dos actividades culturales que van creciendo año a año, y en las que cobran especial protagonismo las buenas gentes de la comarca de Tarazona y el Moncayo, que siempre se han distinguido por acoger al visitante como si fuera uno de los suyos.

Tags: , , , , , , ,

Comentarios cerrados