FÚTBOL – El Real Zaragoza consolida su puesto de colista con una derrota ante el Mallorca (0–1)

12. diciembre 2011 | Por | Categoria: Deportes, Magazine

banda_seccion_deportes

El Real Zaragoza consiguió ayer consolidar su puesto de colista tras caer derrotado en La Romareda ante el Mallorca por 0–1. El partido fue un calco a los jugados por el equipo blanquillo durante las últimas jornadas. La única diferencia es que en esta ocasión, el dueño del club Agapito Iglesias debió salir del estadio escoltado por la policía, ya que varios cientos de aficionados le esperaban en la puerta de salida de palcos.

 

Sobre el césped, lo mismo de siempre: un equipo que juega para llevarse los tres puntos y otro al que le importa un pepino perderlos.

 

Fiel a sus conceptos futbolísticos, Aguirre planteó el partido con un 4–1–4–1, con la intención de adueñarse del centro del campo y de fortalecer la defensa. El primer disparo a la portería del Mallorca lo realizó Micael en el minuto 32 desde 40 metros, y lógicamente, sin consecuencias. En el minuto 35, Chori Castro disparaba al palo, y en el 39 Víctor Casadesús marcaba de cabeza el 0–1, rematando de cabeza un centro desde la banda izquierda, ante la incomprensible permisividad del defensor Abraham.

 

Acababa el primer tiempo con un Zaragoza impotente, ante un Mallorca que se limitaba a cerrarle el paso al rival en el centro del campo y a esperar el momento en el que el Zaragoza tuviera el siguiente fallo.

 

En el segundo tiempo, salieron Lafita y Ortí por Zuculini y Luis García. Ninguno aportó mejoras al equipo, que continuaba pasándolas canutas con la velocidad de Chori Castro y de Víctor Casadesús por las bandas, y con el incontestable dominio del Mallorca en el centro del campo.

 

Pudo aumentar la cuenta del Mallorca, ya que en el minuto 35 Roberto realizó el paradón del partido, tras un fallo del incuestionable y asqueado Ponzio.

 

Este partido sirvió para comprobar que Aguirre está en las antípodas de lo que necesita el equipo, que ha perdido la noción del fútbol, y que está contagiado del síndrome Agapito. Al Real Zaragoza se lo han comido los depredadores engulléndose lo comestible y dejando a los carroñeros la trituración de los huesos para dejarlo hecho polvo.

 

Los cinco próximos partidos pueden suponer el establecimiento de una barrera insalvable para la salvación del Real Zaragoza a final de temporada.

 

En casa Getafe y Levante y fuera Athletic, Racing y Real Madrid nos pueden poner de patitas en segunda.

 

Hoy en la Junta de Accionistas del club deben oírse voces más allá de la verborrea habitual. Agapito Iglesias no puede quedar impune después de haber provocado el descalabro más escandaloso de la historia del Real Zaragoza. Los accionistas minoritarios, las peñas, los abonados y todos los que de una u otra forma se sientan zaragocistas tienen el deber de ponérselo difícil al personaje más indeseable que ha pasado por el club desde su fundación en 1932.

Tags: , , ,

Comentarios cerrados