Grecia y los errores del FMI (y 2)

19. junio 2013 | Por | Categoria: El ojo atípico, Magazine, Opinión

El contenido último del Informe del FMI, a pesar de las cifras en que basa su aparente autocrítica, que si las hacen figurar es porque resulta imposible poder ocultar la realidad, lo que en definitiva nos viene a decir es: “perdonad, chicos, nadie es perfecto. El error es humano y como humanos que somos nos hemos equivocado, así que, a perdonar por Dios, que aquí estamos nosotros para seguir haciendo lo mismo, de modo que no os preocupéis, que no os abandonamos a vuestra suerte. Podéis seguir contando con nuestra ayuda y apoyo.”

En los últimos seis años en Grecia y como consecuencia de los denominados ajustes proclamados y aplicados por el gobierno a instancia de la Troika para “salir” de la crisis, se han suicidado más de 2.500 personas, y concretamente, en el primer trimestre de 2013 más de 700 entre jubilados y personas en situación de pobreza extrema con el consiguiente drama personal para sus familiares y amigos.

En seis años de recesión económica, según la Oficina Europea de Estadística (Eurostat), el 25,4% de los griegos están en desempleo y los niveles de pobreza extrema han crecido en un 8,5%. Claro que, por las mismas causas, también se han suicidado personas en Italia, Francia, Portugal, España y USA, por ejemplo.

Afirma Poul Thomsen en el Informe reiteradamente citado, que “la recesión en Grecia era inevitable por la situación del país” afirmación que tiene tanta veracidad como la de que a una mano cerrada se le llama puño, pero tan poca utilidad como la que hace el señor Thomsen para explicar la crisis.

La crisis griega se explica mejor aclarando por qué el gobierno de turno griego se endeuda comprando submarinos que no necesita su ejército en absoluto (que en el colmo del chiste, son submarinos que ni siquiera se sumergen adecuadamente porque se escoran a uno de sus lados), a quién le pide el dinero el gobierno griego para financiar la compra de esos submarinos, y quienes son las empresas proveedoras de esos submarinos, por ejemplo, y tras esta aclaración, si la dieran, seguramente llegaríamos a encontrar a la gran banca que es a donde va a parar todo el dinero que la Troika les está robando y planea seguir robando a los griegos.

Pero en este tipo de aclaración no entra en su Informe el FMI, ni en el análisis riguroso de sus causas, ni en la valoración personal y material de las consecuencias negativas producidas, que al ser todas ellas contrastables objetivamente, se podría también, objetivamente, aplicárseles las soluciones correspondientes, empezando por la cuantificación material para indemnizar a los familiares de las personas suicidadas; la valoración de todo lo robado directamente a las clases trabajadoras y población en general mediante los recortes y ajustes y el programa para su restitución con los intereses de mora correspondiente; valoración económica del material utilizado por la policía, incluidos sus salarios, para aplicar por la fuerza lo que según el propio FMI ha constituido un error; valoración de las horas de trabajo perdidas por todos los trabajadores de todos los sectores de la economía que se han dedicado a los cientos de huelgas habidas a fin de evitar el error que por la fuerza y la represión injustificada les han impuesto, etc., Y todo ello a fin de poder formalizar mínimamente el proceso judicial que hay que iniciar contra las personas del FMI, Comisión Europea y Banco Central Europeo responsables de los errores cometidos contra el pueblo griego, a fin de determinar las responsabilidades pecuniarias y penales de cada una de ellas.

Es lógico por otra parte que en el Informe del FMI no se haga alusión a ningún tipo de reparación de los daños causados al pueblo griego, porque su función no es defender los intereses del pueblo griego ni de ningún otro pueblo, sino la de apropiarse de sus recursos, por lo tanto, le corresponde al pueblo griego y a todos los demás pueblos, defender sus intereses al margen y en contra de la Troika, puesto que son sus enemigos declarados.

 

Artículo anterior:

Grecia y los errores del FMI (1)

 

Tags: , , , , ,

Comentarios cerrados