Proyectos para el desarrollo rural sostenible en Aragón (2): Comarca de la Comunidad de Calatayud

18. enero 2011 | Por | Categoria: Magazine, Medio Ambiente

banda_seccion_reportaje-especial

La Comunidad de Calatayud es la tercera comarca más extensa de Aragón, sólo superada por la Comunidad de Teruel y Los Monegros. Se sitúa en el extremo occidental de Aragón, y desde el punto de vista orográfico cuenta con el Sistema Ibérico como columna vertebral. Su extensión es de 2.524 km2 y está compuesta por 67 municipios y 89 entidades menores. En la actualidad, su población total es de 42.379 habitantes.

 

 


 

Limita al Norte con la comarca del Aranda, al Este con las de Valdejalón y Campo de Cariñena, al Sur con la comarca de Campo de Daroca y con la provincia de Guadalajara (CA de Castilla – La Mancha), y al Oeste con la provincia de Soria (CA de Castilla y León).

 

De acuerdo con los criterios marcados por la Ley 45/2007 y por sus normas de desarrollo, pueden beneficiarse del Plan de Desarrollo Rural Sostenible todos sus municipios excepto la capital, Calatayud, a causa de su elevada población (21.993 hab.) y de la densidad de la misma (166 hab/km2).

 

 


 

Sin embargo, el resto de la comarca, es decir, 66 municipios, con 20.386 habitantes en una extensión de 2.358 km2, entra directamente en el objetivo prioritario de territorio “a revitalizar”, con una densidad de población de 8,6 hab/km2, la tercera más baja de entre las comarcas pertenecientes a la provincia de Zaragoza.

 

Situación social

 

En la comarca destaca la fuerte dispersión de la población, con muchos municipios poco poblados y con dificultades de accesibilidad entre ellos. De hecho, 55 de los municipios de la comarca tienen menos de 500 habitantes y tan sólo uno, al margen de la capital, tiene más de 2.000.

 

La causa principal es la fuerte despoblación que sufre la zona a partir de los años 50 del pasado siglo, a causa de la emigración interna hacia las grandes ciudades y sus cinturones industriales (Zaragoza, Barcelona y Madrid, principalmente).

 

 


 

La consecuencia es el progresivo abandono de las tierras, de los usos tradicionales, de las viviendas y de las infraestructuras de territorio. La situación actual es de una población tremendamente envejecida y ligeramente masculinizada, con inexistencia de reemplazo generacional, crecimiento vegetativo negativo y fuerte necesidad de servicios geriátricos, sanitarios y asistenciales.

 

Sin embargo, desde principios del siglo XXI la población se ha estancado como consecuencia de la masiva llegada de inmigrantes procedentes, sobre todo, de Rumanía y Marruecos. Esto ha compensado la tasa de mortalidad de población local. En la actualidad, alrededor del 27% de la población de la comarca es de origen extranjero, cubriendo sobre todo el tramo de edad de los menores de 45 años.

 

 


 

En cuanto a los servicios sociales, la principal demanda en la Comunidad de Calatayud son las residencias de ancianos y los centros de día. De estos últimos no hay una sola plaza en todo el territorio. Respecto a la educación, existen tres institutos de educación secundaria (IES), dos de ellos en Calatayud y 1 en Ateca, como referencia para los diez centros de educación infantil y primaria instalados en la comarca, fuera del término municipal de Calatayud (Alhama de Aragón, Aniñón, Ariza, Ateca, El Frasno, Ibdes, Maluenda y Morés).

 

Situación económica

 

Según datos oficiales, la renta bruta per cápita en 2006 era de 12.000 euros (unos 3.000 euros inferior a la media de Aragón). El desempleo en 2009 era de 743 personas (14,1%), con un notable incremento desde 2007 sobre todo en los sectores de servicios y construcción.



 

El sector agrario goza de gran tradición en la comarca, gracias principalmente a las vegas de los ríos Jalón y Jiloca, idóneas para la producción de frutales (peras, cerezas, manzanas). Destaca la producción vitícola que da lugar a la denominación de origen de vinos de Calatayud. Hay poca ganadería, siendo en su mayor parte de carácter extensivo.

 

En cuanto a la industria, destaca la agroalimentaria, y las pequeñas empresas dedicadas a las manufacturas, a la fabricación de herramientas agrícolas o a las tareas en chapa y aluminio.



 

El sector servicios está ligado al pequeño comercio y a la actividad turística, centrada sobre todo en el turismo rural y medioambiental (con el Monasterio de Piedra en la localidad de Nuévalos como lugar destacado), y los balnearios de aguas termales en Alhama de Aragón, Jaraba y Paracuellos de Jiloca.

 

Situación medioambiental

La ubicación de la comarca, en pleno corazón de la cordillera Ibérica genera un clima submediterráneo continental frío, con escasos volúmenes de lluvia y gran amplitud térmica. Los suelos yesíferos y calizos propician la existencia de fenómenos kársticos en la zona, así como la presencia de aguas medicinales y termales.

 

 


 

No hay espacios naturales protegidos (ENP), aunque la comarca cuenta con 10 lugares de importancia comunitaria (LIC) y 3 zonas de especial protección para las aves (ZEPA). El territorio alberga una gran variedad de paisajes y de hábitats para la fauna y la flora.

 

 


 

Abundan los montes de utilidad pública, con más de 63.000 hectáreas (51.156 de ellas de monte de dominio público). Las tierras de labor, los espacios de vegetación arbustiva y el embalse de La Tranquera (530 hectáreas) completan los principales usos del suelo.

 

 


 

Desarrollo del PDRS

 

Comunidad de Calatayud fue una de las primeras comarcas en beneficiarse de los planes pilotos de desarrollo sostenible del medio rural, como experiencias previas a la aplicación de la Ley y del Programa estatal de Desarrollo Rural Sostenible (PDRS). Estas inversiones están destinadas a desarrollar proyectos que sirvan para ensayar la aplicación de la legislación estatal.

 

Entre las líneas de actuación más destacadas, se está desarrollando un Plan Estratégico de Energías Renovables para fomentar la generación de energías limpias, en la perspectiva de garantizar el autoabastecimiento de las localidades más pequeñas.

 

También se están apoyando diversos proyectos agrícolas, mediante los cuales, por ejemplo, se realizará un estudio integral del vino en la comarca para ayudar a la promoción y comercialización de la Denominación de Origen de Calatayud, así como un estudio integral del sector frutícola al objeto de incrementar el valor de la fruta de la comarca.



 

Un tercer conjunto de medidas está destinado a potenciar el turismo, de acuerdo con los servicios y necesidades concretas de los municipios. En esta línea está previsto construir 7 albergues orientados al turismo rural y natural, así como una granja–escuela en Munébrega, o un corredor verde en Montón.

 

Los consejeros de Presidencia y de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón, Javier Velasco y Alfredo Boné, se desplazaron el pasado 19 de mayo hasta Calatayud para explicar a las autoridades locales y comarcales los efectos de la Ley 45/2007 y para solicitar sus aportaciones a la hora de adaptar al territorio el Programa estatal de Desarrollo Rural Sostenible.


El presupuesto aproximado para la zona es de unos 8,3 millones de euros que, según afirmó Velasco, pueden financiar “proyectos que tengan objetivos claros como el asentamiento de la población en el medio rural (y eso se consigue con actividad y con trabajo) y todos aquellos proyectos que vayan a mejorar la calidad de vida” a los habitantes de la comarca.

 


Boné, por su parte, destacó el alto grado de conciencia comarcal en este territorio, y afirmó que el proceso participativo que conlleva el desarrollo de esta ley “va a suponer una consolidación del propio proceso de comarcalización (que ya está muy consolidado) y que por otro lado, nos facilita mucho el desarrollo de estos programas comarcales de desarrollo sostenible”.

 

Del total de la inversión en la Comunidad de Calatayud, aproximadamente 7,2 millones serán financiados al 50% entre el Estado y el Gobierno de Aragón durante los cuatro próximos años. El dinero restante será aportado por la comarca.

 

Algunos de los proyectos más destacados en la Comarca de Calatayud son los siguientes:

 

– Construcción de infraestructuras turísticas en los ríos Mesa y Piedra y en el embalse de La Tranquera, en concreto, un muelle de pesca y embarcadero en el embalse y circuito entre la desembocadura del río piedra y Jalón: 380.000 €

 

– Instalación de una red de puntos limpios en la comarca: 350.000 €

 

– Sustitución bombillas de bajo consumo: 1.050.618,41 €

 

– Implantación de Centros de Día para la tercera edad con servicios mínimos de comedor y lavandería: 610.618,41 €

 

– Adecuación y mejoras en residencias geriátricas: 300.000 €

 

– Campaña de sensibilización para la conservación de los recursos naturales, paisajes y riberas de los ríos: 100.000 €

 

– Restauración paisajística en las ciudades termales (Alhama de Aragón, Jaraba y Paracuellos de Jiloca): 300.000 €

 

– Establecimiento de una denominación de origen para los productos frutícolas: 300.000 €

 

– Instalación de contenedores soterrados aptos para el reciclaje de residuos: 932.898,68 €

 

 

En opinión de la presidenta de la comarca de Comunidad de Calatayud, María del Carmen Herrero, “con los fondos adicionales que se aportarán a las comarcas gracias a esta nueva ley durante los próximos 3 años, se podrán hacer realidad muchos proyectos necesarios e imprescindibles” en consonancia con los principales objetivos de la Ley que son “mantener la población en el medio rural y mejorar las condiciones de vida de sus habitantes”.

 

En cuanto al proceso de aplicación, Herrero estima que “desde esta Comarca creemos que el proceso de aplicación está yendo relativamente lento”, aunque esto tiene que ver con que “el desarrollo de la ley ha llegado en momento coyuntural difícil en lo económico y en lo político”. No obstante, la presidenta señala que “estos problemas no deberían marcar el calendario de ejecución de los proyectos que tenemos para nuestra comarca”.

 

De entre todas las iniciativas que se han planteado en el programa de aplicación de la Ley para esta comarca, María del Carmen Herrero destaca “el apoyo que se ofrecerá a pequeñas y medianas empresas y administraciones para el fomento y creación de empleo”.

 

En especial, la presidenta remarca “a nivel turístico la previsión económica para el proyecto de ‘Ciudades termales’; a nivel social la puesta en marcha de una red de centros de día para nuestros mayores; o en el aspecto medioambiental, la creación de brigadas de trabajo en el medio natural”.

 

 

(+) info >>> Proyectos para el desarrollo rural sostenible en Aragón (1): Introducción

 

 

Información elaborada con la colaboración del Departamento de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón

 

One Comment to “Proyectos para el desarrollo rural sostenible en Aragón (2): Comarca de la Comunidad de Calatayud”

  1. Muguel dice:

    Un buen amigo me ha recomendado le echase un vistazo a este reportaje sobre la comarca de Calatayud, el cual me ha resultado una delicia, ya que conozco bien aquella parte de Aragón. Les felicito por su meticuloso trabajo y bien haría la DGA en darlo a conocer a los centros oficiales y entidades bilbilitanas aprovechando su publicación en este periódico digital.