Proyectos para el desarrollo rural sostenible en Aragón (5): Comarca de Gúdar–Javalambre

12. abril 2011 | Por | Categoria: Magazine, Medio Ambiente

banda_seccion_reportaje-especial

La comarca de Gúdar–Javalambre se encuentra situada en el extremo sudeste de Aragón, en una altiplanicie rodeada al norte por la sierra de Gúdar y al sur por la de Javalambre. La comarca está compuesta por 24 municipios y ocupa una extensión de 2.351,6 km2. Su capital es Mora de Rubielos.

 

Limita al Norte con la comarca del Maestrazgo, al Este con la provincia de Castellón (CA de la Comunidad Valenciana), al Sur con la provincia de Valencia (CA de la Comunidad Valenciana), y al Oeste con la comarca de la Comunidad de Teruel.

 

 

 

Según los criterios de la Ley 45/2007 y del Programa de Desarrollo Rural Sostenible (PDRS), todo el territorio comarcal es susceptible de beneficiarse de las medidas de este plan, en una zona que está calificada como “a revitalizar”.

 

Las razones, su baja densidad demográfica (3,69 hab/km2), el progresivo envejecimiento de la población, la falta de perspectivas económicas, la baja renta per cápita o las deficientes comunicaciones en el territorio.

 

 

 

Situación social

 

La población de la comarca de Gúdar–Javalambre es de 8.692 habitantes, según el Padrón municipal del 1 de enero de 2009. Los municipios más poblados son Mora de Rubielos (1.756 hab.) y Sarrión (1.155 hab.).

 

Una de las características demográficas es la alta dispersión de la población en el territorio, ya que el 70% de los municipios que componen la comarca tienen menos de 500 habitantes.

 

 

 

El patrón de retroceso demográfico es ligeramente distinto al que presentan otras comarcas de Aragón. En Gúdar–Javalambre, la despoblación empieza antes (alrededor de 1920), debido posiblemente al aislamiento geográfico que presentan sus municipios respecto a los grandes centros económicos de la época. De hecho, la despoblación afectó en mayor medida a las pequeñas localidades de montaña del norte y el sur del territorio.

 

Sin embargo, a principios del presente siglo llega una inyección demográfica de la mano de los inmigrantes extranjeros (sobre todo, rumanos y marroquíes), que no sólo detiene la curva descendente sino que logra un crecimiento notable en el número de habitantes (alrededor de 1.000 más en la última década).

 

 

 

Esto hace que algunas variables demográficas en esta comarca sean más cercanas a la media regional, en relación a las que presentan otras zonas rurales “a revitalizar” de la comunidad autónoma. Así, el porcentaje de población mayor de 65 años es sólo del 23,9% (frente al 19,6 regional), la edad media de la población es de 44,9 años (frente a los 43 de Aragón), y la tasa de dependencia, del 56% (frente al 49,2% de la media de la comunidad autónoma).

 

Los inmigrantes suponen en este momento el 18,8% de la población comarcal, una cifra muy superior a la media aragonesa, que se sitúa en el 12,8%. La mayoría de ellos son varones en edad de trabajar, lo que ha elevado la tasa de masculinidad en el territorio.

 

La comarca cuenta en estos momentos con 3 residencias para mayores (con 80 plazas en total) y ningún centro de día.

 

En cuanto a la educación, Gúdar–Javalambre dispone de 5 centros de educación infantil en Manzanera, Mosqueruela, Mora de Rubielos, Sarrión y Rubielos de Mora, y de un instituto de enseñanza secundaria en Mora de Rubielos. Además, en Rubielos de Mora existe un centro de enseñanza para personas adultas (CPEPA).

 

Situación económica

 

La renta bruta per capita en la comarca es de 13.106 €, un 15% inferior a la media aragonesa, aunque sensiblemente por encima de otras comarcas aragonesas con similares características demográficas, económicas y geográficas.

 

El desempleo en estos momentos es del 14%, y afecta sobre todo a la construcción y a los servicios.

 

Este último sector es el predominante en la economía de la comarca, ya que aporta a la misma el 42% de los afiliados y afiliadas a la Seguridad Social y el 47% del valor añadido bruto (VAB) generado en el territorio. Le siguen la construcción y la industria, y a más distancia, la agricultura.

 

Resulta innegable el impulso que las estaciones de esquí de Aramón–Valdelinares y Aramón–Javalambre (Camarena de la Sierra) han supuesto para la economía de la comarca, así como el turismo natural y el turismo rural. También la construcción, vinculada en su mayor parte a la edificación de segundas viviendas relacionadas con los factores anteriores, ha ayudado a elevar el valor añadido bruto del territorio, aunque en los dos últimos años ha sufrido un fuerte impacto como consecuencia de la crisis global.

 

La industria está viviendo un pequeño auge, gracias en buena medida a los polígonos industriales de Mora de Rubielos y Sarrión.

Visita del consejero Alberto Larraz a la empresa de maderas El Real, ubicada en Sarrión (2-6-2009)

 

 

La agricultura, por su parte, se encuentra en retroceso ya que, si bien mantiene el porcentaje de población activa que trabaja en el sector, su aportación al VAB se ha reducido, y hoy sólo alcanza un 4%. La ganadería en la zona es de carácter extensivo y se centra sobre todo, en rebaños de ovino.

 

En cuanto a las comunicaciones, la autovía A–23 (y su carretera paralela N–234) se encuentran en buen estado, pero sólo resultan de utilidad a los términos municipales que atraviesan (fundamentalmente, La Puebla de Valverde, Sarrión, Albentosa y San Agustín), en su conexión con el eje Zaragoza–Teruel–Valencia. El resto de municipios se comunican a través de carreteras autonómicas y locales, muchas de las cuales presentan dificultades por la orografía y los accidentes de la climatología invernal.

 

La estación de ferrocarril de Sarrión es la única de la comarca, y presta servicio en la línea Zaragoza–Teruel–Valencia.

 

Situación medioambiental

 

La ubicación de la comarca hace que el territorio esté sometido a un clima submediterráneo continental frío, con inviernos largos y fríos, y veranos cortos y frescos, que se va suavizando según descendemos en altitud.

 

La comarca carece de espacios naturales protegidos (ENP) y de zonas de especial protección para aves (ZEPA), pero forma parte de 7 lugares de importancia comunitaria, y está vinculada a un plan de ordenación de los recursos naturales (PORN) aprobado por el decreto 233/1999, de 22 de diciembre, del Gobierno de Aragón.

 

 

 

Llama la atención el elevado porcentaje de suelo ocupado por superficie arbolada. Entre montes comunales, patrimoniales y privados (106.223 ha, 1,7 ha y 1.579 ha, respectivamente), más del 45% del terreno en Gúdar–Javalambre está ocupado por vegetación arbórea, con predominio de diversas especies de pinos, en función de la altura.

 

Esta circunstancia aporta una gran riqueza medioambiental al territorio, y a la vez, lo hace muy vulnerable a los efectos del cambio climático, a pesar de no soportar fuentes de contaminación locales.

 

 

 

De ahí que el reto que se presenta ante esta comarca a través de las políticas de desarrollo rural sostenible consista en saber compatibilizar la conservación del medio ambiente, con el mantenimiento de la población y con el desarrollo económico.

 

Desarrollo del PDRS

 

Gúdar–Javalambre ya tiene experiencia en la aplicación de medidas para la sostenibilidad rural, puesto que ha sido una de las 13 comarcas aragonesas que disfrutó de un plan piloto previo al desarrollo del PDRS estatal en nuestra comunidad autónoma.

Visita del consejero Alfredo Boné a la nueva depuradora de Formiche Alto (07-04-2010)

 

 

Gracias a esta iniciativa, suscrita el 7 de abril pasado entre la comarca y el Gobierno de Aragón, comenzaron a invertirse 3,6 millones de euros en actuaciones como la potenciación de los productos agroalimentarios a través de la puesta en marcha de un programa de investigación, producción y comercialización de los mismos y de un plan complementario de implantación de marcas de calidad.

 

Además, se ha desarrollado un programa de investigación y control micológico, centrado específicamente en las múltiples variedades de setas presentes en la zona, con especial referencia al níscalo.

 

También se han puesto en marcha actuaciones de limpieza, mejora y conservación de los montes de utilidad pública, mediante la contratación de trabajadores forestales, al objeto de minimizar los riesgos de incendios, y de fortalecer la línea de fomento de turismo natural, promoviendo también el empleo local.

 

Otra línea de actuación (en este caso, común al resto de los planes piloto) es la de la implantación de energías renovables y de sistemas de ahorro energético en edificios públicos.

 

Con este precedente, el consejero de Presidencia y el de Medio Ambiente del Gobierno aragonés, Javier Velasco y Alfredo Boné, respectivamente, acudían el pasado 16 de junio a Cantavieja para explicar a las autoridades locales y comarcales de Gúdar–Javalambre y de la vecina comarca del Maestrazgo, los efectos del PDRS en nuestra comunidad autónoma.


 

Ambos responsables anunciaban una inversión de 3.656.000 euros para la puesta en marcha de las medidas derivadas del PDRS estatal en el periodo 2010–2014, que unidos a la anterior inversión del plan piloto (3,6 M€) arrojan un total de 7.256.000 euros dedicados al desarrollo rural sostenible en esta comarca.

 

Allí el consejero de Medio Ambiente, Alfredo Boné, incidía en la estrecha relación entre el modelo comarcal y el desarrollo rural, ya que “la puesta en marcha del Programa de Desarrollo Rural Sostenible nacional en Aragón, está siendo mucho más fácil gracias a las comarcas (que es una de las singularidades que tenemos), y así lo reconocen en Madrid”.

 

Por su parte, el consejero de Presidencia, Javier Velasco, explicaba que esta ronda de visitas a las comarcas tiene como objetivo “convocar a todos los alcaldes para escucharles, para explicarles el Plan, para hablar de la oportunidad extraordinaria que representa, y para pedirles que haya la máxima participación”.

 

De este modo, formado el Comité Comarcal de Desarrollo Rural con representantes institucionales de la comarca, y de las principales organizaciones sociales con presencia en la misma, Gúdar–Javalambre elaboró su Plan de Zona 2010–2014, del que destacan las siguientes actuaciones:

 

– Apoyo al sector turístico con la puesta en valor del medioambiente y sus recursos: 50.000 €

– Apoyo a la producción, transformación y comercialización de productos del territorio (sobre todo, trufa, ternera, jamón, cereza, miel, setas y hongos) así como a la agricultura ecológica: 275.000 €

– Apoyo a empresas para la mejora de sus instalaciones y para la implantación de mejoras medioambientales: 550.000 €

– Ayudas para la forestación con maderas nobles: 50.000 €

– Apoyo a los servicios básicos en núcleos de población aislados: 50.000 €

– Mejora de los equipamientos de limpieza de nieve en los municipios de la comarca: 100.000 €

– Mejora de las infraestructuras de recogida de residuos sólidos urbanos: 175.000 €

– Apoyo al uso de energías renovables en explotaciones ganaderas, viviendas particulares, casas rurales, establecimientos hosteleros, etc.: 175.000 €

– Medidas de mejora para el acopio, tratamiento y transporte de biomasa forestal: 200.000 €

– Construcción de viviendas sociales para mayores en Olba y La Puebla de Valverde: 250.000 €

– Mejora de la residencia de mayores de Rubielos de Mora: 250.000 €

– Rehabilitación de inmuebles destinados a primera vivienda: 175.000 €

– Rehabilitación de masías como elemento ordenador del terreno y de gestión del paisaje: 100.000 €

– Apoyo a la ganadería extensiva de ovino y vacuno, como elemento de mejora estructural de los espacios, recursos naturales y del medio rural: 150.000 €

 

 

(+) info >>>

 

Proyectos para el desarrollo rural sostenible en Aragón (1): Introducción

 

Proyectos para el desarrollo rural sostenible en Aragón (2): Comarca de la Comunidad de Calatayud

 

Proyectos para el desarrollo rural sostenible en Aragón (3): Comarca del Aranda

 

Proyectos para el desarrollo rural sostenible en Aragón (4): Comarca del Campo de Belchite

 

 

 

Información elaborada con la colaboración del Departamento de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón

 

Tags: ,

Comentarios cerrados