RUGBY – Irlanda arruina a Inglaterra el Grand Slam y la Triple Corona en la última jornada del 6 Naciones

20. marzo 2017 | Por | Categoria: Deportes, Magazine

POR JAVIER GRIMAL

  • ESCOCIA 29 – ITALIA 0

En el primer partido de la última jornada del torneo, Escocia saltaba al césped de Murrayfield con el propósito de igualar, o incluso de superar, su mejor clasificación obtenida hasta ahora en el 6 Naciones, que fue el tercer puesto alcanzado en las ediciones de 2001, 2006 y 2013. Italia, por su parte, tenía ante sí la última oportunidad de evitar la que podía ser su séptima Cuchara de Madera.

Así las cosas, el encuentro comenzó con dominio territorial italiano, aunque Escocia había golpeado primero con un golpe de castigo transformado por Stuart Hogg en el minuto 4 (3-0). Al control italiano del encuentro se añadía una dificultad más para el XV del Cardo: la lesión en el minuto 26 del segundo centro, Huw Jones, pieza clave del ataque escocés.

No obstante, el mayor oficio escocés ante la peor Italia de los últimos años, hacía que los puntos cayeran del lado local. El apertura Finn Russell ensayaba en el minuto 27 (10-0), y diez minutos después hacía lo propio, Matt Scott (sustituto de Huw Jones).

En el lado italiano, el pateador Carlo Canna había fallado la transformación de tres golpes de castigo antes de que se llegara al descanso con el marcador en 15-0.

La segunda parte comenzó con una prolongada presencia de los Azzurri en la zona de 22 contraria; presencia que, sin embargo, no pudo sumar puntos gracias a la buena defensa del Cardo, y a pesar de que el capitán escocés John Barclay veía la tarjeta amarilla en el minuto 48 por antijuego en intento de frenar el avance del maul italiano.

El oval no conseguía salir de la zona de 22 escocesa hasta el minuto 53, y cuando salió, el XV italiano comenzó a desdibujarse, quizá acusando el esfuerzo físico y la decepción de estar en el ecuador de la segunda parte con el marcador a cero.

Tim Visser ensayaba de nuevo en el minuto 61 tras aprovechar una patada corta de Stuart Hogg, posiblemente, el jugador con más talento y visión del juego del XV del Cardo (22-0).

En los últimos compases del partido, el oval era totalmente escocés mientras la grada comenzaba a entonar el Flower of Scotland.

Todavía quedaba tiempo para el punto bonus escocés, alcanzado en el minuto 72 gracias al cuarto ensayo del equipo, esta vez a cargo de Tommy Seymour (29-0).

Escocia continúa su lenta progresión iniciada en la Copa del Mundo de 2015, mientras que Italia deberá mejorar mucho para situarse en el nivel demostrado en ediciones anteriores.

Más info: rbs6nations.com Foto: ©INPHO/Morgan Treacy

 

  • FRANCIA 20 – GALES 18

Francia y Gales, dos equipos venidos a menos en los últimos años, se enfrentaban en la última jornada sin más pretensión que ganar el encuentro. A diferencia de los años dorados de los Harinordoquy, Yachvili, Michalak o Chabal en el lado francés, y de los Lydiate, Jenkins, Priestland o Hook en el galés, ninguno de los dos equipos ha sido capaz de definir su juego ni de asombrar con él en este 6 Naciones.

Y esa indefinición se trasladó al encuentro de este sábado, que tuvo como únicos alicientes los destellos esporádicos de Francia, y la solvencia del pateador galés Leigh Halfpenny, uno de los pocos supervivientes de aquel equipo que alcanzó el Grand Slam en 2012.

Remi Lamerat conseguía un ensayo temprano para Francia, al aprovechar en el minuto 6 una patada corta de Camille López en la 22 galesa (7-0). Un golpe transformado por López en el minuto 15 (10-0) hacía pensar que el XV del Gallo se acabaría imponiendo con facilidad a su rival.

Pero en el minuto 19, el ala francés Vakatawa veía la tarjeta amarilla por un avant voluntario, lo que aprovechó Gales para recomponerse y entrar en el partido. La posesión del oval se equilibró y también el marcador. Con tres golpes pasados por Halfpenny (10-9) se llegaba al final del primer tiempo.

En la segunda parte, pudimos ver a dos equipos interiormente desconectados que sólo eran capaces de jugar a ráfagas. Un golpe transformado por López y tres por Halfpenny (mientras buena parte del público francés hacía gala de su mala educación pitando al pateador rival) colocaban el marcador en 13-18 en el minuto 79. Y ahí puede decirse que comenzó el verdadero partido.

Con Francia volcada al ataque en la línea de 5 galesa, comenzó una interminable sucesión de golpes de castigo por parte del XV del Dragón. El primera galés Samson Lee veía la tarjeta amarilla en el minuto 81, pero la extrema condescendencia del árbitro Wayne Barnes por no pitar un ensayo de castigo contra Gales, hizo que todavía le diera tiempo a volver al césped, una vez cumplida su exclusión de 10 minutos, y de jugar casi otros diez.

Finalmente, en el minuto 100, el agrupamiento francés conseguía entrar en la zona de ensayo galesa para que Damien Chouly posara el oval (18-18). La posterior transformación de López daba el triunfo al XV del Gallo (20-18).

Más info: rbs6nations.com Foto: ©INPHO/Ryan Byrne

 

  • IRLANDA 13 – INGLATERRA 9

Y llegaba el plato fuerte de la jornada, con una Inglaterra que saltaba al Aviva Stadium de Dublín como vencedora del torneo, y una Irlanda que aspiraba a evitar que los ingleses consiguieran también la Triple Corona, el Grand Slam, y el récord de triunfos consecutivos en partidos internacionales.

Esta pareció ser la motivación extra que hubiera necesitado el XV del Trébol para evitar sus derrotas anteriores ante Escocia en la primera jornada, y sobre todo, ante Gales en la cuarta. Los del Trébol comenzaron dominando el encuentro. Un golpe transformado por Sexton y un ensayo logrado por Henderson al culminar el avance de un maul en 22 contraria, sumaban los diez puntos que Irlanda consiguió en la primera parte, frente a un solitario golpe pasado por Farrell (10-3) en el lado inglés.

La segunda mitad comenzaba con la incógnita sobre si Irlanda sería o no capaz de mantener el ritmo frente a un rival que, a lo largo de todo el torneo, ha hecho gala de una forma física envidiable. El XV del Trébol dominaba pero no conseguía sumar puntos, e Inglaterra se acercaba en el marcador gracias a un golpe transformado por Farrell en el minuto 50 (10-6).

Pero los de Joe Schmidt estaban adoptando la mejor estrategia (y puede que la única) para poder ganar a la Inglaterra de Eddie Jones: quitarle el oval a los ingleses.

Así se entraba en el minuto 70 con un 13-9 en el marcador, gracias a otros dos golpes pasados por Sexton y por Farrell.

La delantera irlandesa cobró especial protagonismo en la recta final del encuentro, hasta el punto de acorralar al XV de la Rosa en su propio terreno. Un avant inglés en campo propio más allá del minuto 80 ponía el punto final a un encuentro que le servía a Irlanda para conseguir los objetivos que se había fijado al inicio del partido.

Sin embargo, el resultado no empaña en absoluto la sensación de que se avecina una época de hegemonía inglesa en el rugby internacional durante los próximos años, al menos (pero puede que no solo), en el hemisferio norte.

Más info: rbs6nations.com Fotos: ©INPHO/James Crombie / ©INPHO/Billy Stickland

 

 

 

Tags: , , , , ,