Bipartidismo desdoblado

4. mayo 2015 | Por | Categoria: Editorial, Opinión

La rendición de ZP-no-os-fallaré ante el dios Mercado, los incumplimientos electorales de Rajoy, los recortes presupuestarios, las medidas antisociales, y la corrupción, fueron algunos de los ingredientes que contribuyeron al rechazo del bipartidismo en las Elecciones Europeas de 2014.

Sin embargo, hay que recordar que la democracia liberal funciona sobre la base de dos grandes partidos afines al modelo económico imperante, que se alternan en el ejercicio del poder para cumplir las órdenes que reciben de los mercados. Esta afirmación viene avalada por la saña que las instituciones europeas han ejercido contra la última decisión democrática del pueblo griego, materializada en unos gobernantes que no son “del club”.

De ahí que hace un año el bipartidismo español sintiera la necesidad de reinventarse. Y lo ha hecho con la puesta en escena de un partido bisagra llamado “Ciudadanos”, a quien desde ninguna instancia política ni mediática se le reprocha (como a otros) la falta de experiencia de sus cuadros, la escasa implantación territorial fuera de Cataluña, o la falta de concreción programática de sus propuestas.

Lo que hace un año aparecía como una esperanza para la regeneración del sistema desde el centro político, se va convirtiendo en una simple garantía de gobernabilidad para la lista más votada, que normalmente será el PP o el PSOE. Mientras tanto, UPYD queda eclipsada por la nueva formación emergente, a pesar de que desde sus orígenes ha demostrado con hechos ser la verdadera alternativa reformista de centro en este país.

Algo similar ocurre en el campo de la izquierda, sobre todo desde que Podemos se ha cuestionado a sí mismo, con la deriva moderada que ha llevado al partido de Pablo Iglesias a renegar de su propio programa económico para las Europeas de 2014. En este sentido, habla por sí sola la dimisión de un Juan Carlos Monedero “decepcionado” por Podemos.

Sólo queda por saber si los miles de votantes que, según las encuestas, Podemos ha arrebatado a IU (la formación política que, a pesar de sus errores puntuales y territoriales, es actualmente la opción más auténtica de la izquierda española), volverán al partido de Alberto Garzón “decepcionados” también con Podemos, o si por el contrario quedarán en el limbo abstencionista que tanto agrada al bipartidismo.

 

Tags: , , , , , ,

Comentarios cerrados