El asesinato de Berta Cáceres

7. marzo 2016 | Por | Categoria: Editorial, Opinión

La historia se repite; las clases sociales permanecen; la oligarquía se retrata. El asesinato de la activista social hondureña Berta Cáceres, ocurrido el pasado jueves, viene a confirmar la esencia dictatorial de algunos Estados supuestamente democráticos de América Latina.

La complicidad entre los poderes políticos del neoliberalismo y los magnates económicos que manejan sus hilos, se hace evidente en lugares como México, Paraguay o la propia Honduras, donde los líderes sociales y los activistas de los Derechos Humanos son asesinados impunemente, mientras los gobiernos-títere de las multinacionales y las oligarquías locales, miran hacia otro lado.

Me siguen, me amenazan con matarme, con secuestrarme, amenazan a mi familia; esto es a lo que nos enfrentamos”, declaraba Berta Cáceres poco antes de morir. En el año 2009, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) había otorgado a Berta medidas cautelares de protección, que debía haber ejecutado el gobierno hondureño. Pero no lo hizo. De hecho, 2009 fue el año en el que el legítimo presidente Manuel Zelaya fue depuesto por un golpe de Estado ultraderechista, que luego fue asimilado por la comunidad internacional.

La familia de Berta acusa al actual presidente, Juan Orlando Hernández, de ser “partícipe, cómplice y responsable de este crimen político”, pero es muy poco probable de que el actual mayordomo de los caciques hondureños sea condenado algún día por esta causa. Los tentáculos de los poderes fácticos llegan demasiado lejos como para esperarlo.

Está claro que a los sociópatas que gestionan la Dictadura de los Mercados no les importa lo más mínimo ordenar el asesinato de todos los líderes políticos y sociales que les salgan a su paso. La única incógnita que queda por desvelar es la capacidad de los pueblos para soportar la esclavitud a la que viven sometidos.

Esperemos, por el bien de la especie humana y del planeta en el que reside, que pronto se hagan realidad las palabras que Berta Cáceres pronunció el año pasado cuando le fue entregado el Premio Goldman de Medioambiente: “Despertemos, Humanidad, ya no hay tiempo. Nuestras conciencias serán sacudidas por el hecho de estar solo contemplando la autodestrucción basada en la depredación capitalista, racista y patriarcal”.

VÍDEO CON EL DISCURSO COMPLETO DE BERTA CÁCERES:

Tags: , ,

Comentarios cerrados