En la guerra contra el Estado Islámico, ¿a qué bando apoya el Gobierno de Rajoy?

8. julio 2015 | Por | Categoria: Editorial, Opinión

En la década de los años treinta del pasado siglo, una amenaza se cernía sobre la feliz Europa, mientras sus orondos dirigentes bailaban el charleston con sus respectivas torpezas. El nazismo (que tuvo unas causas políticas y económicas, sin que afirmar esto suponga la más mínima connivencia con esa ideología asesina) suponía una enmienda a la totalidad respecto al sistema de libertades democráticas que comenzaba a generalizarse en el viejo continente.

Pero los gobiernos democráticos de la época se negaron a exterminar las larvas de la bestia, quizá considerando la posibilidad de poder dominarla en el futuro, quizá sabiendo de antemano que el gran servicio del nazismo a las democracias capitalistas estaba aún por llegar.

Una nueva amenaza se cierne hoy sobre la cultura europea, sobre los Derechos Humanos, sobre las libertades conquistadas, sobre los avances científicos, sobre la igualdad de género, sobre el patrimonio histórico, y sobre todo aquello que contradiga la actitud más teocéntrica y totalitaria que un ser humano pueda adoptar.

El peligro que supone el Estado Islámico para la civilización está siendo ignorado por los actuales gobernantes europeos, del mismo modo que sus antecesores ignoraron el que suponía el nazismo para la democracia.

En este sentido, llama la atención que el régimen de Rajoy haya ordenado la detención de dos activistas españoles que acudieron a Siria a principios de año para combatir al Estado Islámico desde las filas de la resistencia kurda.

Si el Estado Islámico es considerado como la organización terrorista global más peligrosa del momento, ¿por qué una democracia occidental como la española criminaliza a quienes luchan contra él? ¿Del lado de quién está el Gobierno de Rajoy? ¿Son conscientes las autoridades españolas de que el Estado Islámico ha matado, violado, mutilado y decapitado a miles de personas, mientras destruye sus raíces culturales y alardea de las atrocidades que comete? ¿Qué piensa hacer el Gobierno de España frente a una amenaza global que sólo retrocede cuando se le opone resistencia armada terrestre? ¿Tiene el Estado Islámico algún servicio oculto que prestar a las democracias neoliberales?

Tags: , , , ,

Comentarios cerrados