Las preguntas de Artur Mas y sus socios

13. diciembre 2013 | Por | Categoria: Editorial, Opinión

Eran las dos de la tarde en la galería gótica del Palacio de la Generalitat. Allí comparecían ayer el presidente Artur Mas y sus aliados de la izquierda independentista (ERC), de la izquierda ecosocialista (ICV) y de la izquierda revolucionaria (CUP) para informar acerca del referéndum soberanista que piensan convocar.

La solemne puesta en escena despejaba las dudas acerca del cuándo (9 de noviembre de 2014) y del qué del asunto: una doble pregunta (“¿Quiere que Cataluña se convierta en un Estado? Y en caso de respuesta afirmativa, “¿Quiere que este Estado sea independiente?”) que resulta redundante desde el punto de vista de la Ciencia Política (España no es un Estado federal, por lo que la proclamación de un nuevo Estado en una parte de su territorio, implica necesariamente su independencia sin necesidad de una segunda pregunta), incorrecto desde el punto de vista ortográfico (“Estado” se escribe con mayúscula inicial sólo en el caso de los países soberanos, por lo que no se puede hablar de un Estado que no sea independiente), y tendenciosa desde el punto de vista de la honestidad (ya que entre ambas cuestiones se inserta la expresión “respuesta afirmativa”, lo que podría predisponer al votante).

Así pues, demostradas las carencias éticas e intelectuales del molt honorable y de sus fieles aliados izquierdistas y ultraizquierdistas, sólo queda por saber hasta dónde permitirá la gran patronal catalana que llegue Artur Mas, teniendo en cuenta que CiU es su principal partido de referencia, y que ERC encabeza en estos momentos todas las encuestas sobre intención de voto en Cataluña.

En cuanto al referéndum, es evidente que no debería celebrarse por ser inconstitucional; tan inconstitucional como la pérdida de poder adquisitivo de las pensiones y los salarios (artículos 50 y 35, respectivamente, de la Constitución Española), como la burbuja inmobiliario–financiera (art. 47), como una reforma laboral que elimina la fuerza vinculante de los convenios colectivos (art. 37), o como el hecho de que exista un solo desempleado sin prestación (art. 41), un solo paciente privado de los servicios necesarios en la sanidad pública (art. 43), o un solo niño sin los servicios educativos precisos para el pleno desarrollo de su personalidad (art. 27).

 

Tags: , , , , , , , ,

Comentarios cerrados