Los asesinos de buena fe

15. abril 2015 | Por | Categoria: Editorial, Opinión

Según el Gobierno de Aznar, Estados Unidos actuó de buena fe cuando uno de los tanques de su ejército disparó contra el Hotel Palestina de Bagdad el 8 de abril de 2003. Resultado: un español muerto. Su nombre: José Couso.

Según el Gobierno de Rajoy, Marruecos actuó de buena fe al creer que podía rescatar con sus propios medios a los tres espeleólogos españoles accidentados en la cordillera del Atlas. Resultado: dos españoles muertos, de los cuales José Antonio Martínez podría haber salvado la vida.

Según el Gobierno de Rajoy, Israel actuó de buena fe cuando bombardeó los puestos de vigilancia del ejército español en la frontera sur del Líbano. Resultado: un español muerto. Su nombre: Francisco Javier Soria.

La penosa comparecencia que ayer ofreció en el Congreso el ministro de Defensa, Pedro Morenés, para explicar este último episodio es la confirmación de que los ultrapatriotas del PP, esos mismos que se rasgan sus trajes de Armani cuando Cataluña plantea la independencia o cuando Argentina nacionaliza YPF, se convierten en corderitos de anuncio de televisión cada vez que un país amigo mata a los nuestros “de buena fe”.

Ni los tres asesinos del tanque estadounidense que disparó contra el hotel de la prensa extranjera en Bagdad, ni los responsables de la Gendarmería marroquí que provocó una muerte por negligencia en el Cañón de Uandras, ni la cadena de mandos del ejército israelí que ordenó y ejecutó el bombardeo sobre las posiciones españolas en la aldea libanesa de Ghayar, pisarán nunca una cárcel. Y lo peor es que estas injusticias evidentes contarán siempre con la complicidad del Gobierno de España.

 

Tags: , , , , , , , ,

Comentarios cerrados