Los neoliberales se cobran la pieza irlandesa

22. noviembre 2010 | Por | Categoria: Editorial, Opinión

banda_seccion_editorial

De nuevo ganan los Mercados. Los irlandeses verán reducido drásticamente su nivel de bienestar a cambio de que organismos internacionales rescaten la economía de su país, corroída durante los últimos años por las ambiciones de los especuladores, por inversiones en sectores volátiles y por una banca a la que no importaba el cómo sino el cuánto.

 

Las rebajas en prestaciones sociales, los recortes salariales, la austeridad institucional, y la pérdida de derechos laborales pagarán la factura de la bacanal económica irlandesa.

 

Sólo una voz, la de la canciller alemana Angela Merkel, ha puesto un punto de racionalidad al afirmar que, al menos, una parte de la factura debería ser pagada por los inversionistas privados en cuyo honor se sacrificó un modelo de economía sostenible para implantar el “todo vale” empresarial y financiero.

 

Sin embargo, serán de nuevo los fondos públicos europeos los encargados de arreglar el desaguisado, a cambio de un empobrecimiento generalizado de la población que los ha aportado vía impuestos. Una doble afrenta al sentido común, que viene aderezada por el sepulcral silencio que guardan ahora las legiones de economistas, de agencias de calificación y del resto de mercachifles que durante la última década alabaron hasta la extenuación el “despertar irlandés”.

 

Los ricos se las llevan calientes, y los pobres pagan doblemente la factura. Es como si hubiéramos retrocedido a la Irlanda y a la Europa de hace 100 años.

 

Comentarios cerrados