Penosa investidura

2. marzo 2016 | Por | Categoria: Editorial, Opinión

Todos los líderes políticos de este país creen saber lo que dijeron los ciudadanos en las urnas el pasado 20 de diciembre. Su exceso de arrogancia se ve agravado por su incapacidad para dialogar con otros desde la franqueza. El resultado lo tenemos ante nuestros ojos: un penoso debate de investidura, en el que la escenificación ha devorado todo rastro de Política.

Mientras los refugiados siguen muriendo en las fronteras de la Europa rica, mientras los Mercados apuntalan su golpe de Estado contra la democracia, mientras la precariedad continúa infectando las relaciones laborales, mientras avanza la desigualdad social, mientras el fascismo crece en Europa,… a nuestros líderes políticos sólo se les ocurre enfrascarse en un debate de investidura sin más contenido que un vago, difuso, contradictorio e insuficiente acuerdo entre PSOE y Ciudadanos.

La sensación que deja este espectáculo es que nadie está en condiciones de ofrecer nada que pueda servirle a la ciudadanía de a pie. Es entonces cuando la Política se convierte en teatro, y los políticos como Rajoy, Sánchez, Iglesias o Rivera, en marionetas de un vodevil de poses, verborrea, falsedad, maniqueísmo y diseño de comunicación.

#VayaMierdaDeInvestidura es lo que apetece decir a los asesores de imagen que manejan los hilos de esas marionetas, manejados a su vez por otros poderes superiores. “Estamos obligados al diálogo”, dijo ayer cínicamente el candidato Pedro Sánchez, después de -por ejemplo- haberse negado a hablar con el líder del Partido Popular.

Pero en lugar de incentivar el diálogo, lo que las cuatro esquinitas del bipartidismo desdoblado están consiguiendo tras el 20-D, es hacer que la Política pierda la poca credibilidad que aún conservaba entre las personas que componen eso que viene en llamarse “el pueblo soberano”.

 

Tags: , ,

Comentarios cerrados