Violencia machista, fracaso del Estado

23. febrero 2016 | Por | Categoria: Editorial, Opinión

Hace 48 horas, una trabajadora era asesinada por su expareja en un bar del zaragozano barrio de Miralbueno. Soraya había denunciado a su agresor después de que éste la hubiera amenazado de muerte delante de su hijo de 6 años. Ni el Poder Judicial ni el Poder Ejecutivo de este Estado podrido de mediocridad, supieron calibrar la circunstancia de que el agresor poseyera una pistola, ni tampoco el hecho de que el pasado 5 de febrero le dijera al niño que se iba a llevar a su madre a “un viaje largo, del que no va a volver”.

La denuncia se saldó con una orden de alejamiento de 500 metros, una calificación de “riesgo no apreciado”, y la asignación de un policía de referencia al que la víctima pudiera telefonear, en el caso de que el agresor la estuviera asesinando. Pero Soraya no tuvo tiempo ni siquiera para eso.

El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, y su ángel de la guarda, Marcelo, deberían explicar ahora por qué el Estado español se gastó tantos millones de euros en proporcionar escoltas 24 horas/365 días a los políticos populares y socialistas amenazados genéricamente por el terrorismo de ETA, y sin embargo, no es capaz de invertir lo que sea necesario en proteger la vida de las mujeres maltratadas que se atreven a denunciar una amenaza directa del terrorismo machista.

¿Vale más la vida de un concejal del PP o del PSOE, que la de una camarera de Zaragoza? ¿Por qué un juez califica de “riesgo no apreciado” un episodio de amenaza de muerte directa con una pistola de por medio? ¿Por qué el bravucón ministro del Interior no ha salido todavía a reconocer que la muerte de Soraya constituye un absoluto fracaso de su gestión, y del Estado al que él mismo representa?

 

Tags: , , , , ,

Comentarios cerrados