Amnistía Internacional acusa al Gobierno de España de usar la ley para recortar la libertad de expresión y de reunión

25. febrero 2015 | Por | Categoria: Hoy destacamos, Nacional

>>> La organización también denuncia el intento gubernamental de legalizar las devoluciones en caliente, prohibidas por el Derecho Internacional

Madrid.- Amnistía Internacional (AI) ha acusado al Gobierno de España de intentar recortar la libertad de expresión y de reunión mediante varias iniciativas legislativas. En su informe anual sobre la situación de los Derechos Humanos en el mundo, la organización analiza la evolución que experimentaron estas garantías en 160 países durante el año 2014.

Respecto a nuestro país, AI señala en un comunicado que “la Ley Orgánica de Seguridad Ciudadana (LOSC), no solo amplía los poderes policiales sin establecer mecanismos de supervisión y rendición de cuentas, sino que además incluye nuevas infracciones que podrían amenazar el ejercicio de la libertad de reunión pacífica, expresión e información, como las que limitan las manifestaciones en las cercanías del Congreso y el Senado, o las limitaciones para mostrar y difundir imágenes de las fuerzas y cuerpos de seguridad”.

Para la organización también han sido de especial preocupación los casos de “uso excesivo de la fuerza por parte de agentes de seguridad en manifestaciones, así como crecientes restricciones al derecho de reunión, incluido la imposición de multas a manifestantes pacíficos, algo que puede disuadir la protesta”.

En opinión de Amnistía Internacional, “la reforma del Código Penal también ataca la libertad de expresión, de información y de reunión, al ampliar los delitos, tanto de terrorismo como de desórdenes públicos, de manera tan amplia y vaga que resultan incompatibles con las normas de derecho internacional”. Además, esta reforma “sigue sin tipificar de manera adecuada los crímenes de derecho internacional como la tortura”, observa la organización, que sostiene que otro de los “grandes retrocesos” que han tenido lugar en nuestro país tiene que ver con la lucha contra la impunidad de la que gozan los perpetradores de los crímenes más graves, mediante la reforma de la jurisdicción universal, que limita las atribuciones de las autoridades para investigar crímenes atroces contra las personas cometidos fuera de España”.

Devoluciones en caliente

También las personas migrantes están viendo sus derechos vulnerados en España. En 2014 Amnistía Internacional ha seguido denunciando el uso excesivo e innecesario de la fuerza en frontera, por parte de los funcionarios encargados de hacer cumplir la ley a refugiados, migrantes y solicitantes de asilo, que en ocasiones han sido devueltos de manera ilegal”.

Además, la organización señala que, lejos de cambiar esta política, las autoridades pretenden, mediante una enmienda introducida en la LOSC, legalizar esta práctica de las denominadas devoluciones en caliente, prohibidas por el derecho internacional”.

Por último, Amnistía Internacional recuerda que durante los próximos dos años España tendrá un asiento temporal en el Consejo de Seguridad. La organización insta al Estado español a aprovechar su posición para recomendar a los cinco miembros permanentes de este órgano a dejar de usar el veto en los casos de crímenes contra la humanidad, crímenes de guerra y genocidio.

Resto del mundo

En cuanto a la situación global, Amnistía Internacional sostiene en el Informe que los gobernantes deben “actuar con urgencia para hacer frente al nuevo rostro de los conflictos y proteger a la población civil de la horrenda violencia de Estados y grupos armados”.

El año 2014 fue catastrófico para millones de personas atrapadas en la violencia. La respuesta global a los conflictos y a los abusos cometidos por Estados y grupos armados ha sido vergonzosa e ineficaz. Mientras la gente sufría una escalada de brutales ataques y represión, la comunidad internacional ha dejado mucho que desear”, ha afirmado Salil Shetty, secretario general de Amnistía Internacional.

Las Naciones Unidas se crearon hace 70 años para garantizar que no se repetirían los horrores vividos en la Segunda Guerra Mundial. Pero lo que ahora vemos es violencia a escala masiva y una enorme crisis de refugiados causada por esa violencia”, afirma Shetty antes de concluir que “se ha fracasado estrepitosamente a la hora de buscar soluciones viables para las necesidades más apremiantes de nuestra época”.

Previsión para 2015/16

El Informe Anual de Amnistía Internacional señala como principales amenazas a corto plazo para los Derechos Humanos y las libertades fundamentales las siguientes:

grupos armados brutales que ejercen un control similar al de un Estado sobre cada vez más poblaciones civiles, sometidas a ataques, persecución y discriminación

agravamiento de las amenazas contra la libertad de expresión y otros derechos, como las violaciones de derechos causadas por nuevas leyes antiterroristas draconianas y por la vigilancia masiva injustificada

empeoramiento de las crisis humanitarias y de refugiados, con un número cada vez mayor de personas desplazadas a causa de los conflictos, en tanto que los gobiernos continúan cerrando fronteras y la comunidad internacional sigue sin proporcionar auxilio ni protección

Foto: archivo cronicadearagon.es

 

Tags: , , , , , ,

Comentarios cerrados