Desarticulada una organización criminal que se dedicaba al tráfico de hachís en la provincia de Zaragoza

7. febrero 2014 | Por | Categoria: Aragón, Hoy destacamos

>>> La Guardia Civil han detenido a 16 personas y ha imputado a una más  por delito contra la salud pública y pertenencia a grupo criminal organizado

Zaragoza.-Desde octubre del pasado año, efectivos del Equipo de Delincuencia Organizada y Antidroga de la Guardia Civil de Zaragoza, han llevado a cabo la denominada Operación Atenea que ha permitido la desarticulación de un grupo criminal organizado dedicado a la distribución de hachís en esta provincia, saldándose con la detención de un total de 16 personas entre los días 2 y 6 de febrero.

La operación se inició con motivo de la posible existencia de un grupo compuesto por varias personas que se dedicaban a distribuir sustancias estupefacientes en diversas localidades de la provincia.

Tras los numerosos servicios realizados por la Guardia Civil, se pudo determinar la identidad de varios integrantes de la organización, los cuales guardaban fuertes medidas de seguridad para evitar ser interceptados.

Fruto de esas investigaciones el pasado día 2 de febrero los agentes interceptaron en la localidad de Illueca un vehículo ocupado por dos de los sospechosos y tras la inspección del mismo, localizaron en el interior una maleta cargada con 20 kilos de hachís distribuido en tabletas.

Poco después se localizaba a otros dos integrantes del grupo, que tras percatarse de la localización del primer vehículo, trataron de huir de los agentes, aunque no lograron su propósito.

Tras estas primeras detenciones se realizaron cinco registros en varios inmuebles en los que la Guardia Civil se incautó de 685 gramos de hachís, básculas de precisión, 1.408 euros en efectivo, documentación relevante en la investigación, útiles para la preparación y distribución de esta sustancia, móviles, material informático, diversas joyas y 3 turismos utilizados por la organización para llevar a cabo los ilícitos.

Todo ello llevó a que durante ese mismo día se procediera a la detención de 10 personas y a la imputación de otra como presuntos autores de un delito de tráfico de drogas y pertenencia a grupo criminal organizado, siendo todos los detenidos (a excepción del imputado) de nacionalidad marroquí.

Continuando con la investigación la Guardia Civil pudo determinar que esta organización se dedicaba a la distribución y venta al menudeo de la sustancia intervenida en diferentes localidades de la provincia de Zaragoza, lo que conllevó a unas nuevas detenciones que se producían el día 5 de febrero en San Mateo de Gállego y Zuera.

El resultado de ello fue la detención de 4 personas (una de ellas menor de edad) dedicadas a los mismos fines en dichas poblaciones y que se proveían de las sustancias facilitadas por los súbditos marroquíes para posteriormente venderla a otros consumidores.

Se realizaron durante ese día dos registros en domicilios de los últimos detenidos en los que fueron intervenidos 48 gr. de hachís, 48 gr. de marihuana, dos básculas de precisión, material informático, libretas con anotaciones, utensilios para el tráfico de drogas y 795 euros en efectivo.

Los cuatro detenidos eran de nacionalidad española, vecinos de Zuera y San Mateo de Gállego y se les imputa un delito contra la salud pública de tráfico de drogas.

Las últimas detenciones se producían durante la tarde de ayer en Zaragoza capital. Estas dos personas de nacionalidad marroquí y española, se dedicaban a distribuir la droga en la capital aragonesa. Durante el registro de su domicilio la Guardia Civil incautó 50 gr. de hachís, sustancia de corte, varios sprays de autodefensa y una pistola de descarga eléctrica.

Los 16 detenidos fueron puestos a disposición judicial y dos de ellos han ingresado en prisión.

Grupo perfectamente organizado

La Guardia Civil ha determinado que se trataba de un grupo perfectamente organizado con una estructura piramidal de funciones determinadas entre sus integrantes, cuya ramificación se extendía hasta la Comunidad Autónoma de Cataluña.

Los responsables de la organización se encargaban de la adquisición del hachís en Marruecos para su posterior introducción en nuestro país, haciéndolo llegar hasta la provincia de Zaragoza.

Una vez aquí, era distribuida entre los escalones inferiores del grupo para su venta al menudeo en las diferentes localidades.

En las transacciones de venta de las sustancias prohibidas por el sistema del menudeo se pudo detectar que no sólo eran abonadas en dinero en metálico, sino que en ocasiones, las joyas intervenidas y otros objetos como móviles o portátiles eran el medio de pago, cuyo destino final sería la venta de los mismos en Marruecos, obteniendo con ello un mayor beneficio económico.

La Guardia Civil, con esta operación, considera desarticulado un grupo plenamente activo que podría haber estado actuando en la provincia de Zaragoza durante varios años.

Fotos: Guardia Civil

 

Tags: , , , , ,

Comentarios cerrados