La CIDH condena los dos últimos asesinatos cometidos en Honduras contra defensores de los Derechos Humanos

1. octubre 2012 | Por | Categoria: Hoy destacamos, Internacional

>>> Un fiscal y un activista campesino fueron asesinados a finales del mes pasado en Choluteca y Tegucigalpa

Washington DC (EEUU).- La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) ha condenado los asesinatos de los defensores de los Derechos Humanos Antonio Trejo Cabrera y Manuel Eduardo Díaz Mazariegos, ocurridos en Honduras a finales del mes pasado, y ha exigido al presidente Porfirio Lobo que refuerce la investigación de estos crímenes con vistas a condenar a sus responsables materiales e intelectuales.

El 22 de septiembre varios desconocidos asesinaron a tiros a Antonio Trejo Cabrera en Tegucigalpa, después de que hubiera recibidos durante los meses previos al crimen reiteradas amenazas de muerte que había denunciado ante las autoridades del país. Trejo era apoderado legal del Movimiento Auténtico Reivindicador Campesino del Aguán (MARCA), y trabajaba en la defensa y promoción de los derechos de comunidades cooperativas campesinas en la zona del Bajo Aguán.

Allí existe un antiguo conflicto de tierras entre campesinos y empresarios. Según organizaciones nacionales e internacionales que dan seguimiento a esta situación, 53 personas afines y afiliadas a las organizaciones campesinas del Bajo Aguán, más un periodista y su pareja, habrían sido asesinadas entre septiembre de 2009 (dos meses después del golpe de Estado que apartó a Manuel Zelaya de la Presidencia del país) y agosto de 2012 como consecuencia de esta disputa.

Además, un campesino continúa desaparecido desde el 15 de mayo de 2011. De acuerdo a los datos proporcionados por la Fiscalía Especial de Derechos Humanos, no habría una investigación eficiente sobre estos crímenes.

La Comisión Interamericana se ha manifestado en reiteradas ocasiones sobre la situación en el Bajo Aguán, incluyendo en la sección sobre Honduras del Capítulo IV de sus Informes Anuales 2010 y 2011, y observa que la situación continúa siendo altamente preocupante.

Fiscal asesinado

Por otra parte, el pasado 24 de septiembre el fiscal especial para los Derechos Humanos del Departamento de Choluteca, Eduardo Díaz Mazariegos, fue acribillado con once balazos disparados por dos desconocidos que conducían en motocicleta en las inmediaciones del Ministerio Público en la ciudad de Choluteca, en el sudoeste de Honduras.

La CIDH insta al Estado de Honduras a adoptar en forma inmediata y urgente todas las medidas necesarias a fin de garantizar el derecho a la vida, la integridad y la seguridad de las defensoras y defensores de Derechos Humanos en el país.

Como ha señalado la Comisión anteriormente, los actos de violencia y otros ataques contra las defensoras y los defensores de Derechos Humanos “no sólo afectan las garantías propias de todo ser humano, sino que atentan contra el papel fundamental que juegan en la sociedad y sume en la indefensión a todas aquellas personas para quienes trabajan”.

La Comisión recuerda asimismo que “la labor de defensores y defensoras es esencial para la construcción de una sociedad democrática sólida y duradera, y tienen un papel protagonista en el proceso para el logro pleno del Estado de Derecho y el fortalecimiento de la democracia”.

Foto: Palacio José Cecilio del Valle, actual Casa Presidencial de Honduras (autor: Vitrubius32)

 

Tags: , , , , , , ,

Comentarios cerrados