La coalición CDC-ERC gana las elecciones en una Cataluña que dice “NO” a la independencia

28. septiembre 2015 | Por | Categoria: Hoy destacamos, Nacional

>>> El récord de participación registrado en los comicios autonómicos de ayer no se tradujo en un apoyo mayoritario a las opciones independentistas

Barcelona.- La coalición Junts pel Sí, formada por Convergència Democrática de Catalunya (CDC), Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) y diversas plataformas independentistas, ganó ayer las elecciones autonómicas catalanas al conseguir 1.616.962 votos (39,57%) y 62 escaños. La candidatura independentista queda lejos de lo conseguido por la suma de sus componentes cuando concurrieron por separado a las autonómicas de 2012, en las que CiU obtuvo el 30,70% de los votos y 50 escaños, y ERC, el 13,70% y 21 actas de diputados.

En aquella ocasión, el partido Uniò Democrática de Catalunya, de Durán i Lleida, todavía formaba parte de CiU, pero atendiendo a los resultados que obtuvo ayer en solitario (102.594 votos; 2,51%; 0 escaños) su contribución pudo ser mínima.

La otra fuerza independentista que concurría a las elecciones de ayer, la CUP de Antonio Baños, registró una importante subida al conseguir 335.520 votos (8,21%) y 10 escaños en el Parlament. Así pues, la suma de JxSí y de la CUP garantiza la mayoría absoluta en la cámara legislativa catalana, aunque no despeja la duda sobre la identidad del nuevo presidente autonómico, ya que la formación de extrema izquierda se ha manifestado contraria a la continuidad de Artur Mas al frente del Ejecutivo catalán.

En cuanto a las fuerzas no independentistas, la gran triunfadora de la noche fue Ciutadans, que se convierte en la segunda fuerza del Parlament y en el principal referente de los unionistas catalanes con 732.147 votos (17,91%) y 25 escaños. La candidatura de Inés Arrimadas sube más de 10 puntos porcentuales respecto a 2012 y consigue 16 diputados más.

El PSC será la tercera fuerza del Parlament con 520.022 votos (12,72%) y 16 escaños. La fuerza liderada por Miquel Iceta ha conseguido mantener el tipo ante la desbandada de su sector independentista, y frente a la polarización planteada en torno al tema de la independencia.

Las dos grandes perdedoras de la noche fueron las candidaturas de Catalunya Sí que es Pot, y del Partido Popular. La coalición con sopa de siglas formada por Podemos, ICV-EUiA y Equo obtuvo ayer 364.823 votos (8,93%) y 11 escaños; resultados inferiores a los que en 2012 consiguió ICV-EUiA en solitario (359.705 votos; 9,89%; 13 escaños).

Sin embargo, el mayor batacazo de la jornada estuvo reservado para el PP, que con su polémico candidato Xavier García Albiol, queda como penúltima fuerza del Parlament con 347.358 votos (8,50%) y 11 escaños. En 2012, con Alicia Sánchez Camacho como candidata, los populares consiguieron 471.681 votos (12,97%) y 19 escaños.

NO” a la independencia

El gobierno catalán saliente, junto a sus socios de ERC, habían planteado estas elecciones como un plebiscito a favor de la independencia, después de que el Tribunal Constitucional anulara el referéndum convocado por la Generalitat para el 9 de noviembre de 2014.

Desde este punto de vista, los resultados de ayer no dejan lugar para la duda: las dos candidaturas independentistas, Junts pel Sí y CUP, suman el 47,78% de los sufragios, por lo que ni siquiera han alcanzado el 50% que les hubiera permitido afirmar que la mitad de la población catalana es partidaria de la independencia.

La participación alcanzó ayer un récord histórico del 77,44% (9,68 puntos por encima de los anteriores comicios), lo que no se tradujo en un incremento de apoyo a favor de las opciones independentistas.

Foto: Kippelboy

 

Tags: , , , , , , , , ,

Comentarios cerrados