Ocho de cada diez españoles se muestran partidarios de que los ricos paguen más impuestos

26. junio 2014 | Por | Categoria: Hoy destacamos, Nacional

>>> Una encuesta realizada para Oxfam Intermón pone de relieve el descontento de los españoles hacia su sistema tributario

Madrid.- El 88% de los españoles se sienten preocupados o indignados por el incremento de la brecha económica entre ricos y pobres, el 95% manifiesta esa misma opinión por los efectos que tendrá el incremento de la desigualdad en la sociedad y un 80% considera que los más ricos deberían pagar más impuestos. Estos son algunos de los datos de una encuesta reciente realizada para Oxfam Intermón sobre la percepción de los españoles en materia de desigualdad y fiscalidad.

“Los datos de la encuesta reflejan claramente la indignación de los ciudadanos ante un sistema tributario que favorece a los que más tienen, algo que se verá agravado con la reforma fiscal propuesta por el Gobierno, donde las rentas más altas se verán doblemente beneficiadas por la caída en la fiscalidad del ahorro y de hasta 7 puntos en el IRPF”, afirmó José María Vera, director general de Oxfam Intermón.

Según el análisis realizado por Oxfam Intermón, de aprobarse la nueva ley con la redacción actual, las rentas más bajas y la clase media serán las más perjudicadas. Su renta disponible se ha visto mermada por los sucesivos incrementos en el IVA y los recortes drásticos en políticas sociales, lo que ha llevado al aumento de los recursos que tienen que destinar a la salud, la educación y los cuidados. Esto supone un mayor gasto para las familias.

Sin capacidad recaudatoria suficiente y captando menos de quienes más tienen, esta reforma fiscal amplificará los indicadores de desigualdad. España es hoy el segundo país más desigual de Europa, brecha que no ha dejado de crecer desde el inicio de la crisis económica y la aplicación de las llamadas “medidas de austeridad”.

De hecho, casi dos tercios (un 74%) de la ciudadanía consideran que los más pobres pagan demasiados impuestos y un porcentaje similar (73%) opina que las grandes corporaciones deberían aportar más a las arcas públicas. Por lo que respecta a la evasión y elusión fiscal, el 82% de los ciudadanos lo consideran un gran problema en España, opinión compartida de manera homogénea entre personas de distintos grupos económicos. El 74% está de acuerdo con que la evasión y elusión fiscal están generalizadas en España, y el 75% de las personas considera que la evasión y elusión fiscal no son correctas en ninguna circunstancia.

“Una vez más, las respuestas del Ejecutivo van en dirección opuesta a las percepciones de los ciudadanos. Las grandes empresas no solo tributan muy poco, sino que ahora se verán premiadas por el Gobierno con una rebaja de cinco puntos en el impuesto de sociedades”, afirmó Vera.

Los datos dan la razón a los ciudadanos. Según los informes de recaudación de la Agencia Tributaria, las grandes empresas tributan muy poco (apenas un 3,5% sobre su resultado contable) por lo que apenas aportan un 2% del total recaudado, mientras las contribuciones de los ciudadanos representan más del 90% del total recaudado. Las grandes empresas, en cambio, son las principales beneficiadas de todas las medidas de incentivos fiscales, que alcanzan un total 7,5 veces superior a los impuestos que pagan.

“Lo presentado por el Gobierno, lejos de ser una reforma integral que recaudará lo suficiente y de forma equitativa, se ha quedado en una bajada de tipos que beneficia, sobre todo, a grandes empresas y grandes fortunas. El hecho de que la reforma se ‘olvide’ de perseguir el fraude fiscal y no tenga medidas que corrijan los enormes beneficios fiscales de las empresas y fortunas, es más bien una bofetada en la cara de los ciudadanos”, afirmó Susana Ruiz, responsable de Fiscalidad Justa en Oxfam Intermón.

“Esta reforma fiscal no puede decidirse a espaldas de la ciudadanía” afirmó Susana Ruiz. Por ello, Oxfam Intermón ha realizado un llamamiento a la ciudadanía para que se movilice y exija una fiscalidad justa y equitativa, apoyando con su firma el decálogo de principios que inste al Gobierno a anteponer los intereses de todos por encima de criterios electoralistas.

En el último informe de la organización, titulado “Tanto tienes, ¿tanto pagas?”, se propone una batería de medidas que deberían orientar el fundamento de la reforma fiscal, entorno a tres objetivos principales:

– Recaudar y redistribuir. Debe incrementarse la capacidad recaudatoria para financiar un modelo de inversión públicos y de protección social de calidad, sin que el esfuerzo recaiga injustamente sobre los que menos tienen

– Progresividad y equidad: todos, tanto empresas como individuos, deben tributar en función de su capacidad y de su actividad económica real

– “Tolerancia cero” al fraude fiscal; a través de medidas que combatan la opacidad de los sistemas fiscales y la impunidad de los grandes evasores tanto en el ámbito doméstico como en el internacional.

Foto: archivo cronicadearagon.es

 

Tags: , , , ,

Comentarios cerrados