FACUA acusa al Gobierno de Rajoy de haber legalizado el fraude en las rebajas

17. julio 2012 | Por | Categoria: Nacional

>>> La organización señala también que la subida del IVA elevará el importe del recibo medio de la luz a casi 80 euros mensuales

Sevilla.- FACUA – Consumidores en Acción ha denunciado que el Gobierno acaba de “legalizar el fraude en las rebajas”, convirtiéndolas en “una parodia de lo que han sido durante más de quince años”. Así, con la nueva legislación aprobada en el Real Decreto–Ley 20/2012, podrá haber rebajas que duren menos de 24 horas y en productos que ni siquiera habían estado en la tienda el día anterior.

La modificación de la Ley 7/1996, de 15 de enero, de ordenación del comercio minorista publicada este sábado en el BOE, representa a juicio de FACUA “una perversión con la que se permiten casi todas las irregularidades con las que muchos comercios abusaban de los consumidores e incurrían en competencia desleal”.

La organización lamenta que “en lugar de potenciar la persecución del fraude, el Gobierno ha aprobado la desregulación las rebajas, aunque junto a la parte del sector comercial a la que obedece la medida utilice el eufemismo liberalización”.

Con la legislación vigente desde 1996, los artículos objeto de rebajas debían llevar al menos un mes en la tienda en la oferta habitual de ventas, sin haber sido objeto de otra promoción en ese periodo. Sin embargo, la nueva normativa sólo dice que “deberán haber estado incluidos con anterioridad en la oferta habitual de ventas”. “Es decir, el comercio puede colocarlos en las estanterías y, pasados unos minutos, indicar que tienen un nuevo precio rebajado”, apuntan desde FACUA.

El Gobierno ha introducido un nuevo apartado en el artículo 20 de la Ley para aclarar, por si había alguna duda, que “en ningún caso, la utilización de las actividades de promoción de ventas podrá condicionarse a la existencia de una reducción porcentual mínima o máxima”. FACUA indica que “llevándolo a la caricatura, si se aplica un descuento de un céntimo, el producto podrá colocarse con el reclamo de un gran cartel que anuncie rebajas”.

Por otra parte, el artículo 25 de la Ley de ordenación del comercio minorista, que regula la duración de la temporada de rebajas, deja de establecer que tendrán lugar al principio del año y en torno al periodo estival de vacaciones, con una duración de como mínimo una semana y como máximo de dos meses.

A partir de ahora, “podrán tener lugar en los periodos estacionales de mayor interés comercial según el criterio de cada comerciante” y su duración “será decidida libremente por cada comerciante”. Por tanto, los establecimientos podrán incluso usar reclamos como “sólo el domingo por la mañana, rebajas”, señala FACUA.

A la desregulación y la mayor dificultad que tendrán las comunidades autónomas para controlar el cumplimiento de la Ley, se suma el hecho de que el Gobierno ha querido dejar patente, en su artículo 18, que las rebajas podrán “simultanearse en un mismo establecimiento comercial” con otras promociones, excepto las liquidaciones.

Subida de la luz

Por otro lado, FACUA avisa de que con la subida del IVA, el recibo de la luz de septiembre alcanzará los 79,66 euros para el usuario medio. El incremento de 3 puntos en el IVA normal, que pasará del 18 al 21%, encarecerá en 1,98 euros la factura del consumidor medio. Y ello después del incremento en el precio del kWh vigente desde julio, que ha provocado un aumento de 3,20 euros por recibo.

Con las tarifas vigentes desde julio, el recibo del usuario medio está actualmente en 77,68 euros (62,6339688 más el 24,03% del IVA vigente en la actualidad más el impuesto sobre la electricidad). En abril eran 74,48 euros (60,05 más ii).

Además FACUA critica que el Gobierno haya anunciado una posible nueva subida a final de año y esté preparando un cambio regulatorio para recortar el derecho de buena parte de los usuarios a acogerse a la tarifa fijada por el Ministerio de Energía, obligándolos a contratar las tarifas del mercado libre, que generalmente son aún más caras.

La denominada Tarifa de Último Recurso (TUR) se aprueba cada tres meses en función de lo que dicta una oscura subasta que celebran las eléctricas, en la que el precio del kWh está prácticamente decidido antes de que ésta tenga lugar.

FACUA denuncia que pese a que esta subasta trampa viene siendo cuestionada por las comisiones nacionales de la Energía y la Competencia, el Ejecutivo de Rajoy se resiste a modificar una regulación tarifaria diseñada en la época de Aznar a la medida de los intereses del sector y que Zapatero no quiso cambiar.

Subida en diez años

En sólo diez años, la luz habrá subido un 86,0%, nada menos que 36,83 euros por recibo mensual, o lo que es lo mismo 441,96 euros al año.

La liberalización eléctrica, iniciada a finales de los 90 e impulsada mediante una directiva europea en 2003, se presentó a los usuarios con el argumento de que provocaría importantes bajadas tarifarias, recuerda FACUA, que desde el primer momento advirtió que ocurriría lo contrario.

En 2002, las tarifas eran, redondeando a dos decimales, 9,66 céntimos por kWh consumido (7,9213 más el 21,93% que representaban los impuestos sobre la electricidad y el IVA) y 1,70 euros por kW de potencia contratada (1,394348 más impuestos indirectos). El usuario medio pagaba entonces 42,83 euros (35,1270892 más ii).

Los impuestos indirectos representarán desde septiembre el 27,19%, frente al 21,93% que suponían en 2002, antes de las dos subidas del IVA de 2010 (cuando pasó del 16 al 18%) y 2012.

Foto: archivo cronicadearagon.es

Tags: , , , , ,

Comentarios cerrados