Mensajes marcados ‘ neptuno ’

No a la impunidad policial

28. septiembre 2012 | Por

La principal diferencia entre un soldado de Blackwater y un miembro de la Unidad de Intervención Policial española es que el primero trabaja en la más absoluta impunidad, mientras que el segundo debe ajustar su actuación a las leyes del Estado y de los Tratados Internacionales suscritos por España. Es lo que distingue a un mercenario de un policía que ejerce su labor en el marco de un Estado democrático y de Derecho. Sin embargo, las fronteras que separan la impunidad del respeto a la ley son a veces mucho más difusas de lo que la población española merece que sean. Mientras los mandos policiales y ministeriales habían tratado de procesar a los detenidos del 25–S y del 26–S como a verdaderos golpistas (estrategia desbaratada por el juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz), éstos últimos han decidido presentar…



Menos policía y más educación

27. septiembre 2012 | Por

“Menos policía y más educación” es uno de los lemas más coreados en las manifestaciones españolas desde que comenzaron los recortes y las reformas antisociales en mayo de 2010. En uno de nuestros editoriales de ayer exponíamos las razones por las cuales España está en el camino de convertirse en un Estado policial. El lema adquiere especial relevancia cuando comienza a constatarse que esa policía tan mimada y apoyada por el Gobierno central (excepto a la hora de robarles a los agentes la paga extra de Navidad) ejerce su labor cometiendo ilegalidades. Más allá del bárbaro espectáculo que ofrecieron los antidisturbios en la Estación de Atocha o en los bares de las inmediaciones de la plaza de Neptuno, la más escandalosa de estas ilegalidades…



España, hacia el Estado policial

26. septiembre 2012 | Por

Cada día podemos comprobar que las anticonstitucionales políticas económicas del régimen de Rajoy avanzan sin el menor obstáculo institucional. Mientras tanto, la mayoría social que se opone a ellas (podemos constatar su carácter mayoritario en un referéndum) ve cómo los gobernantes del país hacen oídos sordos a sus justas demandas. El dilema al que se enfrentan, pues, los movimientos ciudadanos que –como el 15–M o el 25–S– pretenden derribar desde la calle la Dictadura de los Mercados en la que vivimos, es que necesitan adoptar una estrategia pacífica para granjearse el apoyo el pueblo, aun sabiendo que la destrucción del Estado del Bienestar no va a detenerse aunque…